viernes, 3 de abril de 2015

De Padres e Hijos



Si estás leyendo estas palabras es porque hace mucho tiempo dos personas decidieron que así sea.

Por cada una de esas dos personas: otras dos personas decidieron que así sea .... hasta el principio de los tiempos.

Comenzó como un sueño individual: para la mujer "ser madre" y para el hombre "ser padre". Con el tiempo esos dos individuos se conocieron, se gustaron y decidieron que esos dos sueños individuales se convirtieran en un Proyecto. Un proyecto que consiste en dar vida a alguien que desconocen por completo.

A veces ni siquiera era un proyecto de los dos, sino solo de uno de ellos pero alcanza para realizar el cometido: regalar una vida.

Como haya sido, ese proyecto se convirtió en una realidad tangible, te regalaron esa vida.

Ésta vida.

La tuya.

Desde ese momento amaron esa vida que crearon, te cuidaron y si no lo hicieron ellos lo habrán hecho otras personas que amaban esa vida creada. Crearon otros proyectos y otros sueños sobre esa vida, creyeron que era "suya" pero ya no era de ellos, era tuya.

Si estás leyendo estas líneas es porque han acertado en como cuidarte para que llegues a leerlas. También habrán tenido innumerables desaciertos en como tratarte en esa lucha interna entre lo que creían propio y era ajeno, porque esa vida era y es exclusivamente tuya.

Esta vida es un aprendizaje permanente, repleto de caminos erróneos para lograr el camino correcto. Un camino donde se pierden y se encuentran otra vidas como la tuya, iguales en esencia y diferentes en experiencia.

Los padres son como son.

Si están, hay que entenderlos que son iguales a uno: imperfectos.

Si no están, recuerda que eran imperfectos como lo es uno.

Pero siempre ten presente que sin importar su permanencia o impermanencia, te regalaron ese sueño individual y personal, ese proyecto conjunto en pareja que es tu Vida con todas tus experiencias, todos tus caminos erroneos recorridos, todos tus caminos correctos recorridos, tus objetivos, tus sueños, tus proyectos, tu pasado y tu futuro.

Somos los sueños individuales y proyectos conjuntos de todas esas personas que nos precedieron: padres, abuelos, bisabuelos, tatarabuelos, etc .... Sin ellos no estaríamos aquí con nuestros sueños individuales, proyectos conjuntos, a veces creando y regalando vidas nuevas.

Lo mas importante es que entre esos sueños y proyectos siempre estuvo no solo crear una vida, sino que esa vida creada ¡Sea Feliz!.

Haz honor a ello, que la felicidad está solo adentro tuyo: en tus sueños y proyectos, acepta la vida tal cual es sin juzgar ni quejarte.

¡Se Felíz!







martes, 10 de febrero de 2015

Nuestro Presente: Entre culpa y preocupación



En mi anterior post hablaba del miedo como forma de manipulación . Pero no tendría mucho sentido esa afirmación si no se entendiera como funciona nuestra cultura y nuestra sociedad.

Nuestra cultura se basa única y exclusivamente en evitar el presente: generando culpas por lo que sucedió en el pasado o teniendo preocupaciones por lo que sucederá en el futuro. Si uno no siente alguna o ninguna de las dos, es "inhumano". Se nos etiqueta como "inconcientes" y "egoístas" y de esta manera nunca tendremos la "aprobación de los demás", algo que se nos ha enseñado como "sumamente valioso" aunque todos sabemos que es bueno o malo per sé.

Desde que nacemos, nuestro aprendizaje en todos los órdenes (familiar, escolar, social, estatal, religioso, etc) se basa en generar culpas y preocupaciones. Desde niño nos han inculcado que debemos comportarnos de cierta manera, si no lo hacemos perfectamente los adultos se sentirán avergonzados y nos etiquetarán de algún modo: el "inútil", el "tonto", el "distraido", el "inquieto", el "impulsivo", el que "nunca termina nada de lo que empieza", el "enojón", etc. Multitudes de etiquetas que las tomamos como la Verdad Absoluta y luego las reforzamos comportandonos tal cual nos han etiquetado: el inútil no hace nada, el tonto se comporta como tonto, el distraido se distrae, el inquieto esta inquieto, el impulsivo vive impulsivamente, el que nunca termina nada, nunca termina nada de lo que empieza, el enojón se enoja por todo, etc.

Todo esto nos lleva a sentir culpa por no ser como "los demás" que son perfectos, porque obviamente las "etiquetas" provienen de las comparaciones con otros seres mas perfectos que uno aunque esos "seres perfectos" son imperfectos en sus casas y etiquetados de otras maneras. También nos genera preocupación porque en el futuro no podremos ser como los demás, porque siempre que ese futuro se convierte en presente nos señalan que deberíamos haber hecho otra cosa.

La escuela refuerza la comparación con los otros, nos ponen otras etiquetas: el "obediente", el "burro", el "estudioso", el "buen compañero", el "mal compañero", etc. Todos etiquetados para enseñarnos a lograr la aprobación de los demás sobre un "ser perfecto" inexistente. Nada mejor que la imagen de la película "The Wall" de Pink Floyd: los niños entrando a una maquina por un lado y salen por el otro lado sentados en su pupitre todos con la misma cara.



La religión suma mas culpas y preocupaciones: todas son "ovejas descarriadas" que no cumplen con la palabra de Dios. Ejemplo: "Debes sentirte culpable desde que naces hasta que te mueres porque Jesucristo dio su vida por ti para salvarte y tú, pedazo de mierda desconsiderada, no puedes si quiera dejar de pensar en cometer pecados abominables como el sexo o la masturbación". Para tener la aprobación de los demás hay que reprimir cualquier instinto natural para no sentir culpa "religiosa" entonces no debes preocuparte que en unos 50 años cuando estés muerto puedas llegar al "paraíso", aunque sentirás la culpa de no haber disfrutado de algo que al parecer está ahí puesto por Dios para ser disfrutado. Sufre, siente culpa y preocúpate de que te irás al infierno.

La sociedad en su conjunto te llena de culpas para obligarte a que hagas lo que de otra manera no harías y que es inútil. Como las mujeres que deben depilarse, pintarse la cara, ser flacas, tener grandes pechos y dejar de ser ellas mismas, para ser algo parecido al "modelo de perfección". El adolescente debe quitarse ese acné de la cara sino será un "perdedor" que no responde a los canones de belleza facial. El hombre debe tener dinero y un pene enorme sino será un fracasado.

El Estado, ni hablar de como genera culpas y preocupaciones. A la vista está, con solo un ejemplo, que puede quitarte tu casa si no tienes el dinero para pagarla y solo para comer, porque el mismo Estado ha generado una crisis, con la cual se pierde el empleo y para solucionarla sacrifica a sus contribuyentes a los cuales, aun sin trabajo y sin casa les sigue cobrando impuestos. Aparte de la culpa de ser un "moroso" generan la preocupación de como "sobrevivir".

Así nos educaron. Es nuestra cultura. No es porque nuestros padres sean unos inmundos sádicos, sino porque a ellos los educaron exactamente de la misma manera o mas represiva todavía, no tenían otra idea de educar un hijo que la misma que utilizaron con ellos o totalmente lo contrario.

Siente culpa por lo que has hecho en el pasado (como si por sentir mucha culpa pudiera solucionar un hecho o un error histórico) y debes estar sumamente preocupado por el futuro (como si por tener mucha preocupación voy a evitar mi propia muerte, por ejemplo).

Imaginemos la cantidad de preocupaciones que tenían sobre el futuro los millones de personas de este planeta en el año 1900. Si sumamos todos los millones y millones de preocupaciones no han podido lograr cambiar el hecho que 14 años después comenzara una guerra mundial y 39 años después otra guerra mundial peor. Todos ellos estan muertos y no han podido evitar nada con toda su preocupación.

Imaginemos la cantidad de culpas que tenían sobre el pasado los millones de personas de este planeta en el año 1950. Si sumamos todos los millones y millones de culpas no han podido lograr cambiar el hecho que 36 años antes empezara una Primera Guerra Mundial y 11 años antes una Segunda Guerra Mundial mucho peor.

Lo peor es que esas guerras comenzaron por una manipulación de las culpas y preocupaciones de todas esas millones de personas en todo el planeta. Sin culpas y sin preocupaciones no hay forma de manipular a nadie, porque el presente no tiene forma de ser manipulado.

No vivimos el presente, este "ahora" que tenemos a cada instante. Solo nos culpamos por aquello que hicimos mal y no conseguimos la "aprobación de los demás" o nos preocupamos por aquello que rodeado de incertidumbre nunca sabremos si llegará o de que manera.

Aprender es, que en el presente no se repitan errores del pasado, no tomar el mismo camino del pasado por el cual no llegamos a ningún lado. Sentir culpa es inútil, genera angustia, tampoco te exonera de las consecuencias de tus propios actos ni te hace una buena persona. Sentir preocupación es inútil, genera miedo y ansiedad, lo inevitable sucederá de cualquier manera y solo en el presente puede evitarse lo evitable.

Erradicando la "culpa" y la "preocupación" viviendo solo este Presente que tenemos ahora, no hay manera de estar angustiado, sentir miedo o ansiedad y tampoco que otros puedan manipularte. La humanidad toda utiliza este tipo de manipulación culpa (pasado)-preocupación (futuro) desde las relaciones personales mas íntimas hasta los Estados con toda la sociedad.

Conclusión: Seguro que luego de leer esto, escogerás tirar tu presente a la basura sintiendo culpa por algo o preocupándote por algo. Escoge vivir y disfrutar este presente que no lo tendrás nunca más.

domingo, 1 de febrero de 2015

El miedo: manipulación de multitudes



El miedo es una emoción inherente a todos los seres vivos que se desarrolla ante la percepción real o imaginaria de un peligro, riesgo o amenaza (que también puede ser real o imaginario) del pasado, presente o futuro. 

Es una emoción que se caracteriza por ser desagradable y puede variar su intensidad y duración. Si es mas intensa de lo llamado "normal" se le llama terror o pánico. Si el miedo continua habiendo evitado el peligro, riesgo o amenaza y se perpetua, se convierte en un trastorno de ansiedad.

En esta serie de artículos sobre manipulación de sociedades: el miedo es la principal arma de manipulación. La manipulación consiste en presentar peligros y amenazas imaginarias que se apoyan en sucesos negativos del pasado, para reforzar predicciones futuras sin sustento con el solo ánimo de provocar en la sociedad miedo y ansiedad generalizados. De esta manera se logra que ésta realice acciones comunitarias específicas con el solo objetivo de evitar esa amenaza o peligro, aún cuando esas acciones sean completamente erroneas, violentas, delictuosas e inhumanas.

Existe el miedo real cuando éste se corresponde con la dimensión de la amenaza. Su contrapuesto es el miedo neurótico que se dá cuando la intensidad del ataque de miedo no guarda ninguna relación con el peligro. La manipulación consiste en alimentar el miedo neurótico y fomentar la ansiedad general. No creo sea necesario poner ejemplos al respecto ya que toda nuestra historia y nuestro presente se basa en manipulaciones, dejo al lector que piense sobre ello.

Lo importante a recalcar es ¿cómo saber cuando el miedo es utilizado como arma de manipulación? Existen algunas técnicas que cada uno puede implementar al momento de sentir un miedo proveniente del exterior que no forma parte del entorno mas cercano.

En primer lugar hay que observar desde afuera el propio miedo o ansiedad como si fueras otra persona y pensar si esa sensación es realista. Al decir realismo me refiero a que no es lo mismo sentir miedo cuando tienes un león real hambriento que está a punto de atacarte justo enfrente, que sentir miedo por el mismo león hambriento que supones en un futuro podrías llegar a encontrarte alguna vez en tu vida. 

Las campañas electorales hacen precisamente ésto: "Vota este candidato sino verás que un león hambriento te atacará a tí y toda tu familia, pero nosotros eliminaremos a todos los leones como lo hemos hecho hasta ahora"
También lo hacen los medios de comunicación: "Una familia es destrozada sirve de alimento a un león hambriento. El país en alerta máxima ante esta amenaza para la población"
La versión gubernamental: "Las fuerzas de seguridad obedeciendo la estrategia del Gobierno dan caza al feroz y asesino león. Sube la imagen positiva del presidente"
La versión económica: "Aumenta un 400% la venta de armas y municiones ante la amenaza de una invasión de leones hambrientos ".
La versión opositora: "La oposición denuncia que el Gobierno no se ha ocupado de alimentar y mantener a los leones lejos de las ciudades".

Seamos realistas. Veamos alrededor que está pasando verdaderamente y si la amenaza tiene correlación con mi realidad. ¿Hay efectivamente un león rondando o dentro de tu casa o estás imaginando que mañana tendrás un león adentro de tu casa atacándote? ¿Puedes tomar una acción directa para eliminar al león o solo puedes votar, aplaudir o criticar a un supuesto único responsable de cazarlo? ¿La amenaza del león es novedosa porque jamás un león ha sido visto en el lugar o es una amenaza que persiste a lo largo de muchos años en donde todo se torna en una discusión mediática o política inútil pero sin soluciones? Cuidado porque lo segundo es siempre manipulación de un minúsculo grupo para lograr que tomes decisiones erróneas que no tienen atisbos de realidad.

Otro punto a pensar una vez que sabemos que la amenaza no es real, sino imaginaria es: ¿en qué ha cambiado el miedo a esa amenaza tu vida? ¿Te has peleado con familiares, amigos, vecinos o extraños que piensan diferente a tu visión? ¿Ves una amenaza en todos los que no están de acuerdo en tu forma de pensar? Esto es parte de la manipulación: la amenaza (supuestamente) sería un león hambriento que en algún lugar atacó a una familia y podría volver a atacar a otros, no si algunos quieren o no quieren una cacería de leones o alimentarlos, enjaularlos o demás ideas. Si las respuestas a estas preguntas fueron todas afirmativas, te están manipulando miserablemente.

Solo hay que pensar sobre que tan reales son tus miedos o si te los están inventado.




viernes, 30 de enero de 2015

Nos usan descaradamente

En un post titulado Manipulados explicaba las técnicas utilizadas para manipular a la población mediante la Política y los Medios de Comunicación. En mi post anterior sobre la Operación mediática y política para desestabilizar enfatizaba sobre que se quiere conseguir con esa manipulación.

Vamos a ahondar un poco mas sobre estos temas con ejemplos prácticos argentinos para entender mas a fondo que realmente hay una enorme manipulación sobre la población para lograr un ambiente caótico donde los únicos beneficiados son ambos grupos que parecen antagónicos pero que realmente no lo son. 

El lector polarizado va a encontrar pasajes con los cuales se sentirá identificado y encontrará otros que le parecerán estúpidos e imposibles. Debo advertir que ese sesgo de su personalidad estará siempre presente en todos, salvo que pueda analizar que tiene ese sesgo.


"El enemigo común"

Los medios de comunicación no son objetivos, no informan sino que opinan sobre cierta información. Esa opinión esta basada en una cierta cuota de verdad donde se omite otra gran parte de información  y se pretende poner esta opinión como una Verdad Absoluta. (Falacia de la verdad a medias)

Para el Gobierno y todos sus medios de comunicación satélites, el "enemigo común" se centra principalmente en Clarín, todos los medios satelites del Grupo Clarín y todos aquellos que estén cercanos a las medias verdades que publica Clarín. 

Para Clarín, todos sus medios satélites y políticos opositores, el "enemigo común" es el Gobierno, todos los medios de comunicación satélites oficialistas y cualquiera que esté cercano a las medias verdades emitidas por este.

Ambos utilizan sesgos de la personalidad que tenemos todos los mortales. El "sesgo de confirmación" es el principal: cada uno favorece la media verdad que confirma su propio pensamiento, hipótesis o sospecha reafirmando la convicción de pertenecer a una facción o a la otra. Ese sesgo de confirmación se fortalece con el "sesgo de Autoridad" donde cada uno creerá esa información mas o menos de acuerdo al valor que tenga aquel que parece superior. Por supuesto todos estos sesgos explotados por ambos llevan a que nadie pueda concientemente discernir si lo dicho es verdadero o erroneo. Con la "falacia de la generalización apresurada" la media verdad de uno u otro, se transforma en Verdad Absoluta para quien la escucha.

Un ejemplo de "opinión" sin informar es esta tapa de Clarin.


"Grave giro de Cristina" es una apreciación personal del periodista, no es una información. "Ahora cree ..." sigue siendo una apreciación sin informar. De esta manera ya todos aquellos que por el "sesgo de confirmación" y el "sesgo de Autoridad" (porque lo dice Clarin) la Presidente es una "lunática". Eso no es información, son opiniones y nada mas.

Otro ejemplo:


"Lagomarsino no logró despejar las dudas sobre el caso Nisman" es una apreciación personal del periodista, no es información. De esta manera todos aquellos que por el "sesgo de confirmación" y el "sesgo de Autoridad" (porque lo dice Tiempo Argentino) Lagomarsino es culpable como dijo la Presidente. Eso no es información, son opiniones y nada mas.

Podría subir todas las tapas de ambos diarios de los ultimos 7 años, analizarlas para ver claramente que ninguno informa, solo opinan u omiten información descaradamente a fin de utilizar los "sesgos" mas habituales y fuertes de sus lectores para reafirmar su creencia. 

Las opiniones son "creencias" sobre lo que acontece. Casualmente éste artículo es una "opinión" que contiene algunas "informaciones" que pueden reafirmar una hipótesis. Incluso puedo afirmar con total honestidad intelectual que hasta puedo estar cayendo en la "Falacia del tirador preciso" en donde puedo estar utilizando ciertas informaciones que quizás no tengan relación ordenandolas de tal manera para encontrarle un sentido que quizás no tiene.

Volviendo al tema de las facciones mediáticas y políticas en pugna, es muy claro que todos solo emiten opiniones sin información clara. De haber información clara, precisa y verídica, toda esta guerra debería dirimirse en la Justicia llevando esa información como prueba. Como solo hay opiniones que no sirven para ninguna otra cosa que para manipular a la población, todo queda en el ámbito mediático. No por nada el 19 de noviembre de 2009 se eliminó del Derecho Penal Argentino los delitos de "Calumnias e injurias" y se promueve la utilización de "términos lesivos al honor de las personas cuando guarden relación con asuntos de interés público".


¿Entonces?

Hay algo que es indiscutible: ambas posturas llaman a la acción y a tomar decisiones. La permanente amenaza o promesa creída hace que las personas se muevan en un sentido u otro y nadie está libre de salirse del juego.

Todos acusan al otro de mentir, incluso de delitos graves en los medios pero nunca llegan a la Justicia con las pruebas que demuestren aquello que afirman. Solo existen pocos casos que hayan llegado a esas instancias, pero la mayoría no tienen pruebas y se caen por su propio peso.

Hace 7 años que "El Gobierno está a punto de huir en helicoptero y vamos en camino de una hiperinflación, pobreza extrema, destrucción total de la República, etc".

Hace 7 años que "Clarin será desmantelado, se venderán todos sus medios, se terminarán todos los problemas cuando desaparezca el mayor enemigo del país, etc".

7 largos años en donde ninguna de las dos hipótesis se concretó y están muy lejos de concretarse, pero las amenazas han sido permanentes durante los últimos 2.555 días. 

Solo habría que pensar que tanta relación intrínseca existe entre la vida diaria de cada lector y las amenazas de ambas facciones. Te usan de caja de resonancia y como elemento para concretar sus intereses que no son los tuyos. 

Te apuesto que si dejas de escuchar, ver o leer los medios de ambos tu vida será mas tranquila y harás otras cosas mas interesantes que estar manipulado para el beneficio de ellos. Aparte que el país no cambiará nada por tu apoyo o por tu odio hacia unos u otros, solo cambiará el resultado que ellos esperan de tí y que no les conviene.






martes, 27 de enero de 2015

Operación Mediática y Política para Desestabilizar.



Es indudable y está a la vista que existe una verdadera Operación Mediático-Política para desestabilizar.

¿Para desestabilizar qué o a quién?

Para desestabilizar emocionalmente a toda la población. Es una operación que está a la vista de quien quiera verla: políticos y medios a disposición de catapultar el miedo y la ansiedad generalizada.Y no solo es una cuestión nacional propia de la Republica Argentina, es mundial. Está pasando en todos lados y es muy útil: generar miedo provoca ansiedad y se desestabiliza por completo la emocionalidad y la facultad de pensar de cualquier persona.

Así de fácil se puede llevar a millones de personas a creer que algo totalmente irracional es razonable y por ende, tome decisiones incorrectas o realice acciones que nunca hubiera hecho.
La amenaza permanente de un enemigo real o imaginario genera miedo, ansiedad, indignación y violencia verbal o física hacia otros. ¿Les parece conocido?

En Argentina hay claras muestras de esto:

El Gobierno con la Presidente al mando, Pagina 12, Tiempo Argentino, 678 y demás tergiversan, distorsionan y omiten una gran cantidad de información para crear ese enemigo (la Oposición) "que nos llevará al pasado de secuestros, torturas y desapariciones de personas por parte de un Estado Genocida como también al desastre económico porque son unos ineptos que quieren la perdida de derechos y la muerte de la población".

Es obvio que toda la gente no podrá creer semejante disparate al servicio de sostener el Poder a largo plazo. En su reemplazo, para los díscolos tenemos la contraparte:

Clarin, La Nación, Radio Mitre, TN y demás tergiversan, distorsionan y omiten una gran cantidad de información para crear ese enemigo (el Gobierno) "que nos llevará al pasado de secuestros, torturas y desapariciones de personas por parte de un Estado Genocida como también al desastre económico porque son unos ineptos que quieren la perdida de derechos y la muerte de la población".

Cada uno a su modo, con sus matizados de relato le venden a unos u otros esta amenaza permanente.
"El malo que todo lo hace absolutamente mal y con maldad es el otro, pero nosotros somos la Salvación, lo mejor que le puede pasar a la Argentina".

Te venden lo mismo con diferente presentación. Así es como generan miedo, incertidumbre sobre el futuro y ansiedad para que todos tomemos una decisión equivocada por el miedo que lo peor ocurra. Nos indigna ese "enemigo" y nos genera violencia, no porque veamos que los "Relatores" sean buenos sino porque nos espanta lo malo y trágico que está por venir.

Como la paradoja de la mujer golpeada: "Si te vas, quien te va a querer así como estás si no servís para nada" y la mujer se queda con un terror irracional por la incertidumbre de que podría pasar al dejar a ese marido golpeador y le parece menos terrorifico que la golpeen diariamente.

Asi manejan millones de personas los políticos y los medios de todos los bandos. Y los receptores de ambos bandos se odian, porque suponen que el otro quiere lo peor para todos.

Crease o no: así funciona en Argentina y en todo el Mundo.

El Terror vende y vos sos libre de elegir comprar el mismo producto a unos u otros.

Si todavía no lo podés creer, lee Manipulados para saber como nos manipulan a todos por igual!

domingo, 25 de enero de 2015

Mi Utopía


Es raro que en este mundo a todo aquello que le llamamos "valores" no tenga ningún valor en lo material. Al contrario de lo que debería ser, aquello que tiene "valor" material no lo tiene espiritualmente.

Que bueno sería entonces que los buenos actos y los buenos deseos caractericen la "riqueza" material de una persona. Que las bondades le permitan a quien tiene verdadero "valor" espiritual, cumplir sus sueños terrenales y vivir en abundancia.

Sería maravilloso pagar con un beso, con un abrazo, con un favor de corazón, una ayuda todo eso que deseamos tener. Que el egoísta pague su egoísmo sufriendo carencias, que el malo pague su maldad con la indigencia hasta tanto no cambien la actitud frente a su entorno.

¿Quién en su sano juicio en un mundo como ese podría ser malo cuando su propia riqueza material es directamente proporcional a su riqueza espiritual?

Ni que decir que no existirían los países, las nacionalidades, los Estados, la policía, los ejércitos y los políticos. ¿Que necesidad habría de que existan si su único fin es crear divisiones y odios con toda su paranoia sobre la maldad de los demás?

Hasta económicamente es viable: nadie podría ser mejor luego de llegar a cierto estadío, no podría haber inflación, no se podría generar mas bondad, no habría clases sociales porque nadie aspiraría a ser peor, el trabajo sería un "valor" y por ello la economía andaría sobre rieles.

La violencia en todas sus formas haría que pierdas poder adquisitivo y te lances en una picada hacia la indigencia. La actitud humanitaria y considerada hacia los demás sería el único camino hacia el éxito económico y material.

Ya lo sé ... es una utopía. "Dirán que estoy loco, pero no soy el único".


viernes, 23 de enero de 2015

Manipulados



Desde que el hombre es hombre existe la manipulación de voluntades con el fin de satisfacer intereses propios. Todos en cierto modo manipulamos a otras personas, quien mas o quien menos, diariamente.

El lenguaje es un elemento manipulador por excelencia y todos lo usamos en nuestro propio beneficio alterando la información que emitimos. ¿Quién alguna vez no ha manipulado cierta información para convencer a otra persona de algo? El noviazgo es una etapa de manipulación: somos perfectos y políticamente correctos, decimos lo que el otro quiere escuchar, hacemos aquello que la otra persona espera que hagamos, nos comportamos de manera que el otro siga enamorándose de una ilusión. Al finalizar esta etapa pasan solo 2 cosas: separación o convivencia. Y aquí es donde se ve quien es realmente la otra persona: ni es perfecta, ni políticamente correcta y tiene un pensamiento propio que nada tiene que ver con el nuestro, incluso puede ser totalmente opuesto.

Pero este post no viene a tratar sobre este tema de la "Etapa de Enamoramiento", ya que necesitaría escribir 50 tomos de 500 páginas cada uno, sino de la Manipulación a niveles mas altos.

Todos creemos tener "libre albedrío" pero en realidad somos continuamente manipulados por otras personas, sobre todo a nivel mediático y político. En este nivel de manipulación, que no tiene nada de espontáneo como hacemos todos los humanos diariamente, existen técnicas estudiadas y depuradas a través de los siglos hasta que llegamos al nivel de una cuasi perfección actual.

Desde la Psicología se han estudiado los llamados Sesgos Cognitivos o Prejuicios Cognitivos, algo que poseemos todos en mayor o menor medida. Hay cientos de ellos pero los mas importantes y explotados por una Asociación Mundial y Profesional de Manipuladores serían los siguientes:

- Efecto de arrastre: Es la tendencia a hacer o creer en algo solo por el hecho de que muchas personas lo hacen o creen sin abundar en ninguna otra información mas conciente.
- Ilusión de control: Es la tendencia a sobreestimar el grado de influencia propio sobre efectos externos que claramente están fuera de su control.
- Sesgo de confirmación: Es la tendencia de las personas a favorecer la información que confirma sus presupuestos o hipótesis asi no sea verdadera.
- Sesgo de punto ciego: Es la tendencia a creer que uno no tiene sesgos o esta menos sesgado que el resto.
- Sesgo de disconformidad: Es la tendencia a utilizar un criterio muy estrecho con la información que contradice las principales creencias y aceptar sin ningún criterio cuando la información es congruente con estas creencias.
- Sesgo de la identidad social: Es la tendencia a anteponer la importancia de pertenencia a un grupo adoptando los juicios falsos o erróneos del grupo frente a argumentos sólidos y certeros que le son contrapuestos.
- Sesgo de Autoridad: Es la tendencia a creer que la información emitida por alguien considerado superior por poder, dinero, títulos o fama es certera así sea completamente errónea.
- Sesgo de la Responsabilidad Externa: Es la tendencia a creer que uno no es responsable de sus propios actos, sino que son responsables agentes externos.
- Sesgo de inclinación a la Negatividad: Es la tendencia a valorar mas los aspectos negativos que los positivos.

Para explotar estos sesgos que son comunes en todas las personas del mundo, los Manipuladores Profesionales utilizan diferentes argumentos falaces:

- Falacia de la generalización apresurada: consiste en argumentar haciendo una generalización inducida basada en muy pocas evidencias.
- Falacia de la Verdad a medias: consiste en argumentar engañosamente utilizando la verdad parcialmente intentando mostrar tal argumentación como "Verdad Absoluta".
- Falacia de la falsa vivencia: consiste en describir un acontecimiento pasado o presente en extremo detalle para convencer a alguien que hay un problema con la intención de generar miedo, incertidumbre o duda.
- Falso Dilema: consiste en contraponer solo dos puntos de vista como unicas opciones omitiendo una o demás opciones que no fueron consideradas. Como "estás conmigo o estás contra mí".
- Falacia de la Causa Simple: consiste en asumir que solo existe una causa simple para un resultado cuando en realidad hay un conjunto infinito de causas que lo hayan provocado.
- Falacia del Tirador Preciso: consiste en interpretar o maquillar información que no tiene relación alguna para que tenga un sentido de causa-efecto.

También es muy usual en la Manipulación mediática y política utilizar el recurso de las emociones en donde no se utilizan argumentos válidos para demostrar la verdad o falsedad de algo sino manipulando las emociones del receptor. O también el llamado "Argumentum ad Hominem" que consiste en un tipo de falacia donde se replica atacando la moralidad de la persona mas que la esencia de sus argumentos.

La manipulación está a la órden del día desde los medios de comunicación y la política. Todos somos manipulados permanentemente generando miedos, odios, amores, tensiones y eso repercute en nuestra percepción y en nuestra toma diaria de decisiones.

Los invito a que busquen ejemplos concretos de su vida diaria sobre como somos manipulados utilizando alguno de los sesgos y como se han utilizado falacias para distorsionar nuestra realidad.

domingo, 18 de enero de 2015

Nacionalismo, Patriotismo y Chauvinismo



La masacre en la redacción de la revista Charlie Hebdo en Francia, dejó al descubierto la hipocresía reinante en el fuero interno de cada individuo en todo el planeta.

La consigna "Je suis Charlie" es netamente hipócrita. Mientras se dice defender una supuesta "libertad de expresión" contrariamente, es la defensa acérrima de los disvalores occidentales que lejos están de ser mejores que aquellos disvalores del terrorismo.

Mientras los mas engreídos y fanáticos occidentales pseudopacifistas sostienen que "es una aberración asesinar en nombre de Mahoma" y que la revista siendo humorística,  tiene el "derecho" de mofarse de la creencia de 1.600 millones de personas de diferentes países. Jamás hubieran defendido la "libertad de expresión" de la misma revista si ésta se hubiera mofado de aquellas creencias basadas en el Nacionalismo patriotero-chauvinista de Francia o cualquier otro país occidental. No se considera una aberración "asesinar en nombre de una bandera, un himno, un territorio y una historia compartida".

¿Que hubiera pasado con Charlie Hebdo si en sus tapas hubieran publicado a Charlie limpiandose sus partes traseras con la bandera de Francia al grito de "Francia es una mierda"? ¿Que hubiera pasado si ante la intervención francesa en las masacres de Libia y Mali se hubieran mofado de su ejercito genocida? ¿Que decir si hubieran satirizado hasta el hartazgo insultando a su "amada" Legion Extranjera y su pasado colonizador? 

Por supuesto señores: esa revista jamás sería un ejemplo de "libertad de expresión", sus "sátiras" no serían consideradas "derechos a defender" porque ha lastimado el "sentimiento patriotero-chauvinista frances". Que decir de como hubiera terminado tal cruzada contra esos disvalores pseudonacionalistas franceses: puedo afirmar con toda seguridad que algunos fanáticos ultranacionalistas le ahorraban el trabajo a los terroristas islámicos y nadie hubiera marchado por unos "antinacionalistas que insultaban los Grandes Valores de la Patria".

Por otro lado, la hipocresía es mayor aún cuando la defensa de esos disvalores son directamente proporcionales a la cercanía de los ataques. ¿Quién hubiera marchado en París por el asesinato de 12 caricaturistas chinos que se mofaban del comunismo? Eso está muy lejos y poco importa. ¿Quién ha marchado en París cuando el año pasado Israel asesinaba 2.000 civiles palestinos con la excusa que "los terroristas los usaban de escudos humanos"? ¿Acaso no es tan malo saber que los terroristas usan civiles como escudos humanos y bombardearlos igual sabiendo que son rehenes palestinos? ¿Si los rehenes hubieran sido israelies se hubiera procedido de igual manera? Por supuesto que no, eso está muy lejos y no son "patriotas franceses", ni siquiera son occidentales.

Chorrea hipocresía la discusión. Nadie defiende el "derecho a la vida y el respeto" de todas las personas sin distinciones absurdas; asesinar, masacrar y provocar genocidios no es un problema en si mismo, sino en "nombre de que" se realiza: las ofensas a banderitas y sentimientos patrioteros son válidos para comenzar a derramar sangre pero "que aberración es asesinar y masacrar en nombre de Allah".

Evidentemente todos están a favor de la guerra y de la muerte, solo se discute quien tiene el pene mas largo y quien va a sodomizar a quien.


sábado, 17 de enero de 2015

Cáncer y Civilización



Hoy traigo un documental interesantísimo que nadie debería dejar de ver.

Documental del investigador científico, escritor y cinematógrafo cubano Ernesto Prieto Gratacós que explora las probables causas del incremento exponencial de la incidencia del cáncer en el ultimo siglo. Cómo así también se desprende de ésta investigación las maneras de prevenir y curar tal enfermedad.

¡71 minutos Imperdibles! 



Para entender mas sobre la idea del documental, puede verse una entrevista.




sábado, 10 de enero de 2015

Libertad de Expresión o Respeto



Con la masacre producida en Francia a la revista Charlie Hebdo por un grupo terrorista, se desató una supuesta defensa de la "libertad de expresión".

Algunos periodistas aducen que hay que "seguir luchando por imponer la tolerancia". Otros advierten que no hay que "ejercer la autocensura para evitar asesinatos".

En principio, no se puede poner como representantes de una religión que profesan 1.600 millones de personas a un minúsculo grupo de terroristas que dicen profesar esa misma religión, entrenan militarmente y toman un arma para asesinar a quien (según su particularisima visión de esa religión) debe morir por "infiel". Eso me hace recordar las generalizaciones que se hacen al respecto de cualquier cosa: porque 2 argentinos robaron o estafaron en otro país, entonces todos los argentinos son ladrones o estafadores para los habitantes de ese país. Cuidado con ese pensamiento que es el ingrediente principal para persecusiones a gran escala.

Volviendo a los dichos que he leído en algunas notas sobre el tema, quiero detenerme en el primero de ellos, sobre "seguir luchando por imponer la tolerancia". Esa frase es contradictoria en si misma, si se va a imponer algo ya no se es tolerante; por lo tanto se impondrá una visión de "tolerancia" acorde a quien la expresa. En este caso habría que definir de que grado será esa tolerancia: no es lo mismo la "tolerancia" que exigían los caricaturistas de Charlie Hebdo con la tolerancia de que "tu en tu casa cree lo que quieras, haz los rituales que quieras, vive como quieras y deja que yo haga lo mismo en la mía con mis creencias y costumbres". Al parecer se pretende imponerle a otra cultura o credo, que acepte nuestras reglas sobre el humor ofensivo y xenófobo contra sus creencias como hace esta revista.

Acerca de la segunda frase sobre "no ejercer la autocensura", disiento aún más. 

La "libertad de expresión" se trata de expresar ideas con el debido respeto a quien las lee o sobre a quien están dirigidas. Para algunos esto es ridículo y toman la "libertad de expresión" como que se puede decir cualquier cosa sobre lo que sea sin importar si ofendo, insulto o tomo por idiotas a quienes dirijo mis "expresiones libertarias". Si mal no recuerdo, todos estos "librepensadores" se olvidan que está absolutamente CENSURADO en todo el territorio europeo (sobre todo en Alemania) debatir o discernir sobre ciertos acontecimientos funestos de la historia reciente como es el Holocausto. Esta prohibido la apología al nazismo y el racismo en casi todo el mundo, que por supuesto es inobjetable. Pero no es tarea de la Justicia imponerte, como si fueras un niño de 2 años, hasta donde puedes hacer bromitas, ironías y sacasmos.

Entonces llegamos al punto de que ya existe la "autocensura" para quienes entienden la palabra RESPETO o para aquellos que sin entenderla no desean tener un problema judicial. Como ya existe para los casos de no fomentar el racismo, la xenofobia o la judeofobia; como también existe en muchas situaciones sociales en donde uno no se presenta al velorio del familiar de un amigo para cortarse las uñas de los pies sobre el difunto mientras cuenta chistes a los gritos totalmente alcoholizado; también es buena la autocensura cuando se sabe fehacientemente que una broma es de mal gusto, hiriente, ofensiva y que promueve a la burla de las creencias ajenas o de las costumbres de una minoría.

Eso se llama "Respeto": consiste en autocensurar aquellas expresiones o actos innecesarios en donde existe una altisima probabilidad que el receptor se sienta ofendido o herido en su fuero mas íntimo. Cuando el respeto es entendido esta autocensura ni siquiera se toma como tal, sino que estoy dando entidad al otro, a sus creencias, a su historia, a su cultura por mas extraña que me pueda parecer y por supuesto pretendo lo mismo de esa persona. Sé que siempre habrá quien al no entenderlo me dirá irónicamente: "Pues tú ves un hombre violando a una mujer en una esquina y por respeto no te metes" (nunca falta alguno que polariza cualquier cuestión con tal de defender su razón); en esos casos existe algo llamado "Policia" y "Justicia" al cual pienso llamar inmediatamente porque eso ya es un "Delito criminal". Como es esta masacre que acaba de ocurrir en Francia, un "Delito criminal".

Cuando no existe el respeto, solo existe la intolerancia que no lleva a ningún lugar diferente al cual estamos parados hoy. Por mas que digan que "los lápices no matan" (igual deberían ser responsables de para que se utilizan), la violencia no se ejerce solo espectacularmente con un arma; el mal uso de las palabras provocan heridas graves, son mas violentas, tienen efectos tan duraderos como las balas y son capaces de llevar a un verdadero desastre humanitario. 

Siempre habría que recordar muy bien que el Nazismo y el Holocausto comenzó solo con palabras escritas en un libro publicado en 1925 ridiculizando y criminalizando costumbres de una minoría religiosa.

jueves, 8 de enero de 2015

Je ne suis pas Charlie (Yo no soy Charlie)

Autor: José Antonio Gutiérrez D. (Click para ver fuente)



Parto aclarando antes que nada, que considero una atrocidad el ataque a las oficinas de la revista satírica Charlie Hebdo en París y que no creo que, en ninguna circunstancia, sea justificable convertir a un periodista, por dudosa que sea su calidad profesional, en un objetivo militar. Lo mismo es válido en Francia, como lo es en Colombia o en Palestina. Tampoco me identifico con ningún fundamentalismo, ni cristiano, ni judío, ni musulmán ni tampoco con el bobo-secularismo afrancesado, que erige a la sagrada “République” en una diosa. Hago estas aclaraciones necesarias pues, por más que insistan los gurús de la alta política que en Europa vivimos en una “democracia ejemplar” con “grandes libertades”, sabemos que el Gran Hermano nos vigila y que cualquier discurso que se salga del libreto es castigado duramente. Pero no creo que censurar el ataque en contra de Charlie Hebdo sea sinónimo de celebrar una revista que es, fundamentalmente, un monumento a la intolerancia, al racismo y a la arrogancia colonial.



Miles de personas, comprensiblemente afectadas por este atentado, han circulado mensajes en francés diciendo “Je suis Charlie” (Yo soy Charlie), como si este mensaje fuera el último grito en la defensa de la libertad. Pues bien, yo no soy Charlie. No me identifico con la representación degradante y “caricaturesca” que hace del mundo islámico, en plena época de la llamada “Guerra contra el Terrorismo”, con toda la carga racista y colonialista que esto conlleva. No puedo ver con buena cara esa constante agresión simbólica que tiene como contrapartida una agresión física y real, mediante los bombardeos y ocupaciones militares a países pertenecientes a este horizonte cultural. Tampoco puedo ver con buenos ojos estas caricaturas y sus textos ofensivos, cuando los árabes son uno de los sectores más marginados, empobrecidos y explotados de la sociedad francesa, que han recibido históricamente un trato brutal: no se me olvida que en el metro de París, a comienzos de los ‘60, la policía masacró a palos a 200 argelinos por demandar el fin de la ocupación francesa de su país, que ya había dejado un saldo estimado de un millón de “incivilizados” árabes muertos. No se trata de inocentes caricaturas hechas por libre pensadores, sino que se trata de mensajes, producidos desde los medios de comunicación de masas (si, aunque pose de alternativo Charlie Hebdo pertenece a los medios de masas), cargados de estereotipos y odios, que refuerzan un discurso que entiende a los árabes como bárbaros a los cuales hay que contener, desarraigar, controlar, reprimir, oprimir y exterminar. Mensajes cuyo propósito implícito es justificar las invasiones a países del Oriente Medio así como las múltiples intervenciones y bombardeos que desde Occidente se orquestan en la defensa del nuevo reparto imperial. El actor español Willy Toledo decía, en una declaración polémica -por apenas evidenciar lo obvio-, que “Occidente mata todos los días. Sin ruido”. Y eso es lo que Charlie y su humor negro ocultan bajo la forma de la sátira.

No me olvido de la carátula del N°1099 de Charlie Hebdo, en la cual se trivializaba la masacre de más de mil egipcios por una brutal dictadura militar, que tiene el beneplácito de Francia y de EEUU, mediante una portada que dice algo así como “Matanza en Egipto. El Corán es una mierda: no detiene las balas”. La caricatura era la de un hombre musulmán acribillado, mientras trataba de protegerse con el Corán. Habrá a quien le parezca esto gracioso. También, en su época, colonos ingleses en Tierra del Fuego creían que era gracioso posar en fotografías junto a los indígenas que habian "cazado", con amplias sonrisas, carabina en mano, y con el pie encima del cadáver sanguinolento aún caliente. En vez de graciosa, esa caricatura me parece violenta y colonial, un abuso de la tan ficticia como manoseada libertad de prensa occidental. ¿Qué ocurriría si yo hiciera ahora una revista cuya portada tuviera el siguiente lema: “Matanza en París. Charlie Hebdo es una mierda: no detiene las balas” e hiciera una caricatura del fallecido Jean Cabut acribillado con una copia de la revista en sus manos? Claro que sería un escándalo: la vida de un francés es sagrada. La de un egipcio (o la de un palestino, iraquí, sirio, etc.) es material “humorístico”. Por eso no soy Charlie, pues para mí la vida de cada uno de esos egipcios acribillados es tan sagrada como la de cualquiera de esos caricaturistas hoy asesinados.

Ya sabemos que viene de aquí para allá: habrá discursos de defender la libertad de prensa por parte de los mismos países que en 1999 dieron la bendición al bombardeo de la OTAN, en Belgrado, de la estación de TV pública serbia por llamarla “el ministerio de mentiras”; que callaron cuando Israel bombardeó en Beirut la estación de TV Al-Manar en el 2006; que callan los asesinatos de periodistas críticos colombianos y palestinos. Luego de la hermosa retórica pro-libertad, vendrá la acción liberticida: más macartismo dizque “anti-terrorismo”, más intervenciones coloniales, más restricciones a esas “garantías democráticas” en vías de extinción, y por supuesto, más racismo. Europa se consume en una espiral de odio xenófobo, de islamofobia, de anti-semitismo (los palestinos son semitas, de hecho) y este ambiente se hace cada vez más irrespirable. Los musulmanes ya son los judíos en la Europa del siglo XXI, y los partidos neo-nazis se están haciendo nuevamente respetables 80 años después gracias a este repugnante sentimiento. Por todo esto, pese a la repulsión que me causan los ataques de París, Je ne suis pas Charlie.

Visiones


¡Si dejaran de matarse y burlarse ...... todo sería distinto!

lunes, 5 de enero de 2015

¿Morir ahogado o Dejar de Fumar?



Mi relación con el cigarrillo es realmente tortuosa y ridícula.

Comencé a fumar a los 25 años por esa estúpida visión que era "cool", que me daba un cierto aire "interesante" y "sofisticado". Siempre con la firme creencia que era solo un "inocente vicio" que podría abandonar cuando quisiera. A los pocos meses de comenzar ya fumaba 10 cigarrillos diarios, pero siempre con esa idea que me daba una "imágen diferente".

En mi paso por España, el primer día compré cigarrillos y realmente no me gustaron, así que dejé de fumar. Eso reafirmó mi supuesto que podía dejarlo cuando quisiera. Pero a los 6 meses volví al vicio solo por ESTUPIDO. Cuando la rutina me gano la partida, llegué a fumar 60 u 80 cigarrillos diarios durante mi permanencia por aquellas tierras.

Al volver, bajé el consumo a 50 cigarrillos diarios, pero empecé a plantearme el abandonar tal "vicio" pues realmente ya me hacía mal. Hace 9 años que comencé mi primer tratamiento para dejar de fumar ya que me dí cuenta que realmente no me gustaba el sabor de los cigarrillos. No pude dejarlo ni un día.

En 2010 hice mi segundo tratamiento: esta vez tuve éxito por una semana, pero regresé a la idea que "si pude estar sin fumar una semana, una pitada no me hará nada". ERROR: una pitada y volví a fumar diariamente 30 cigarrillos diarios durante 4 años mas. Cabe destacar que aprendí varias cosas con las cuales pude disminuir el consumo: no tener los cigarrillos cerca y restringirme a un solo lugar para fumar ayuda. Entre otras cosas ahí por fin me dí cuenta que no es un "vicio", comprendí que soy un "ADICTO" como cualquier otro de cualquier otra sustancia.

Durante esos 4 años seguí inventando formas de disminuir el consumo y de que se trataba la adicción. En 2014 hice un nuevo tratamiento y estuve fumando 1 cigarrillo por semana (solo cuando ya no soportaba la abstinencia). Pero acá estoy otra vez: fumando entre 10 y 15 cigarrillos diarios. Pero odio verdaderamente ser fumador y que no me hace para nada bien.

A pesar de tanta Estupidez (que desde afuera se ve mas estúpido aún), he llegado a varias conclusiones:

- La relación con el cigarrillo es como la relación con un golpeador: te destruye y puede matarte pero ahí sigues con él como si fuera a darte algo bueno, si lo dejas sientes que te falta algo importante. El problema no es del cigarrillo (o del golpeador) es solo de uno que no termina de cortar una relación en la cual es uno el que pierde siempre y que puede perder mas. Una relación vacía, destructiva y que solo la mantiene el miedo a perder algo que no vale la pena. (Un psicólogo por favor).

- Lo peor que se puede hacer es pensar que dejarlo es algo "importante". Si le das importancia a dejarlo, le das importancia a lo que dejas y nunca se sale de ese círculo: sufro porque quiero dejarlo y sufro porque lo dejo y vuelvo a sufrir porque vuelvo con él. El cigarrillo no tiene la mas mínima importancia, si todavía lo considero importante o tengo miedo a dejarlo por la abstinencia; peor es el miedo a morir ahogado por un enfisema o un cancer de pulmón ...... (No se puede ser tan idiota como el cerebro de un fumador: el mío por ejemplo).

- No estoy de acuerdo con Allen Carr al respecto de pensar en el cigarrillo como algo que "he dejado y soy feliz por ello" .... es otra manera de darle una importancia que no tiene.

- Algo que realmente me gustó mucho del libro de Allen Carr es sobre esa mentira que decimos los fumadores: "Fumo porque me gusta". A mi me gusta el sexo y no he tenido sexo 60 veces por día; tampoco me he comido 60 kilos de helado diarios. Es evidente que el fumador evita darse cuenta que la mayor parte de los cigarrillos que consume son solo para evitar la abstinencia que le produce la falta de nicotina. Quizás pueda llegar a entenderlo de esas personas que fuman 1 o 2 cigarrillos por día, pero no en mí o en la mayoría de fumadores compulsivos que conozco.

- Lo peor de todo es sentirse frustrado por no poder dejarlo las veces que lo intentas. Eso solo reafirma que tenés que seguir matandote y es una equivocación. Mejor fallar 100 veces y dejarlo que intentar solo una vez y quedarse a morir convencido de que no vas a poder nunca. La frustración es el peor enemigo.

Es evidente que mis días junto a esta porquería del tabaco son contados. Sino el que tiene los días contados soy yo.


viernes, 2 de enero de 2015

¿Existe o no existe?



La discusión de la humanidad desde sus comienzos es: ¿Existe o no existe?

Cada quién lo puede llamar como quiera: Dios, Alláh, Yahveh, Jehová y hasta el mismo Cristo y Mahoma. La discusión es vacía por completo y nadie podría demostrar fehacientemente su "existencia" o su "no existencia". Ningún razonamiento: ni ateo ni religioso conduce a demostrar ninguno de los dos estados de cualquiera de las deidades nombradas.

Algo muy llamativo de esta discusión ridícula, es que solo genera odio, guerra y muerte; mientras los fundamentalistas están a la orden del día como si ese fuera todo el trasfondo del asunto. Casualmente un asunto imposible de demostrar para cualquiera por mas tecnología que se pueda inventar a tal efecto. 

Para mi lo que si existe es un dilema mucho mayor que se esconde detrás de esa discusión vacía y que ninguno se atreve a aclarar: En el imposible caso hipotético que un día religiosos o ateos demostraran la existencia o la no existencia de deidades ¿Qué pasaría? ¿Creen los religiosos que los ateos se convertirían en religiosos si se comprobara la existencia de un Dios? ¿Creen los ateos que las religiones dejarían de existir si se demostrara que las deidades no existen?

Supongamos por un momento que los ateos demuestran que indudablemente no existe divinidad alguna. ¿Y?
Las religiones fuera de las divinidades que puedan adorar, tienen bases en valores morales que hemos aprendido durante toda la historia de la humanidad. Cualquier sociedad se ha desarrollado bajo las normas y valores que ha inculcado la religión, que no es mas que un antecesor de un Código Civil o Penal de nuestras Democracias Modernas pero con tintes de creencias que dan sustento a la base moral de los individuos.

Bueno ateos: Dios no existe, por lo tanto todo lo escrito al respecto de su existencia es mentira y pasible de ser derogado. ¿Dejaría entonces de tener valor la paz, el amor, la misericordia, el perdón y todo aquello que durante siglos se intento que las sociedades acaten como ley? ¿Vale todo y derogaríamos la Justicia por ser hija de una religión basada en la existencia de un ser que no existe?

Ahora, supongamos por un momento lo contrario: los religiosos demuestran que indudablemente existe una divinidad. ¿Y? En que cambiaría sus vidas si ya son creyentes en esa divinidad. En última instancia, sería mas imposible aún demostrar que esa divinidad es exactamente un nombre de los anteriores y cada religión la tomaría como ya es tomada por cada uno.

De todas maneras el problema principal radica en que tanto ateos como religiosos, en esta discusión no toman en cuenta la "Palabra escrita" que es la que tiene un verdadero valor histórico y moral. Durante siglos se ha tergiversado todas esas palabras para ser impuestas mediante el miedo. Se le ha dado mas valor a los pasajes escritos que hablan de "no pertenecer" al selecto grupo de "salvados" para meter miedo, que a todas las enseñanzas básicas de RESPETO, AMOR, CONVIVENCIA, BONDAD, HUMILDAD, PAZ que tienen como única finalidad "recibir de los demás lo que se dá a los demás" (la mayor parte de los textos religiosos se basan en esto).

Ni siquiera hablo de leer con "conciencia crítica" sino con un sentido básico de "interpretación de textos". Una enorme cantidad de religiosos, como el 100% de ateos estan mas preocupados por demostrar la "existencia" o la "no existencia" de deidades (como si de una competencia se tratara) que interpretar si aquello que se desprende como enseñanza de lo escrito sobre esas deidades (existan o no) son útiles para una Paz duradera, la buena convivencia y el respeto como base sustentable de la sociedad.

Si existe o si no existe es solo una discusión inútil que no lleva ni llevará a ningún sitio.